Redexis y Cepsa amplían a los vehículos ligeros su primera estación de repostaje de gas natural

01 jul 2020

    • La Estación de Servicio de Cepsa en Puerto Lumbreras ha puesto en marcha una instalación de gas natural comprimido (GNC) para vehículos ligeros con un tiempo de repostaje de entre 3 y 6 minutos
    • Además, esta estación ya disponía de un surtidor capaz de suministrar GNL a todo tipo de vehículos pesados

Redexis y Cepsa ha ampliado a los vehículos ligeros su primera estación de repostaje de gas natural vehicular, inaugurada el pasado mes de marzo, y que está situada en la salida 649 de la Autovía del Mediterráneo (A-7), a su paso por Puerto Lumbreras.

La estación cuenta con un surtidor capaz de suministrar a vehículos ligeros gas natural comprimido (GNC) en un tiempo de repostaje de entre 3 y 6 minutos. El uso de GNC es una alternativa que se está incorporando en vehículos de transporte de corta y media distancia, vehículos comerciales ligeros y turismos. Asimismo, esta estación de gas natural vehicular ya permite repostar GNL a todo tipo de vehículos pesados.

Esta gasinera está situada en un punto estratégico para el transporte de mercancías, por el que cada día circulan entre 5000 y 8000 vehículos pesados, ya que se trata de la principal vía de comunicación entre Barcelona y Algeciras. Es también un importante nudo de comunicación de vehículos ligeros entre Andalucía y Levante.

Redexis ha realizado una inversión cercana al millón de euros para llevar a cabo su construcción.

Belén Mateo, directora de Franquicia y Gestión Directa de Estaciones de Servicio de Cepsa, ha destacado: “En Cepsa buscamos aportar valor a nuestros clientes ofreciendo todo tipo de soluciones energéticas mediante la diversificación de nuestra oferta. Continuamos avanzando en la transición energética, consolidando la mayor red de movilidad a gas en España, tanto para el transporte ligero como pesado”. 

Por su parte, Javier Migoya, director de Expansión Terciario e Industrial (B2B) de Redexis, ha valorado: “Desde Redexis celebramos la ampliación para el repostaje de vehículos ligeros de esta primera gasinera junto a Cepsa, que supone continuar impulsando las infraestructuras energéticas necesarias para que, profesionales y ciudadanos, cuenten con soluciones de movilidad más económicas, sostenibles y respetuosas con el medio ambiente. Desde Redexis seguimos avanzando en nuestro firme compromiso de impulsar el gas natural como una alternativa real de movilidad sostenible”.

En junio de 2019, Redexis y Cepsa acordaron crear la mayor red de estaciones de repostaje de GNL y GNC en España, con el objetivo de ampliar la oferta de soluciones energéticas y fomentar la movilidad sostenible. En dicho acuerdo, Redexis se comprometió a realizar una inversión de 30 millones de euros en el periodo 2019-2021 para acometer la construcción y el mantenimiento de 50 gasineras ubicadas en Estaciones de Servicio de Cepsa, de cuyo suministro y comercialización se encargará Cepsa. En los dos años siguientes, esta alianza prevé alcanzar 80 instalaciones de suministro, con una inversión total de 60 millones de euros.

Cepsa continúa así ampliando para los clientes la oferta de soluciones energéticas para la movilidad en sus Estaciones de Servicio, donde además ofrece multitud de productos y servicios. Actualmente, la compañía cuenta con más de un millón y medio de clientes, de los que 300.000 son profesionales, y dispone de una amplia red formada por más de 1.500 Estaciones de Servicio en España, basadas en un claro modelo de orientación al cliente, innovación, valor añadido, seguridad y fidelización.

Ventajas del gas natural vehicular

El gas vehicular es una alternativa real de movilidad sostenible, con bajas emisiones de CO2 y que no emite partículas ni óxidos de azufre, además de reducir las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) en un 85%. Su implantación contribuye a mejorar la calidad del aire de las ciudades y reducir su nivel de ruido. Los vehículos de GNV son igual de seguros y cuentan con la misma potencia que otros motores de combustión. Asimismo, permiten circular en escenarios de alta contaminación, gracias a que cuentan con la tarjeta ECO de la Dirección General de Tráfico (DGT), lo que supone una gran ventaja de acceso a grandes ciudades ante posibles restricciones de tráfico. Los vehículos de GNV son aptos para todo tipo de movilidad: conducción urbana, interurbana o de larga distancia.

Además, estos vehículos son también competitivos en coste pues, además de beneficiarse de descuentos o bonificaciones en el impuesto de circulación, el GNV supone ahorros del 30% en coste por kilómetro frente al diésel y del 50% frente a la gasolina, tanto para vehículos ligeros y pesados. Estos modelos disponen de una gran autonomía: pueden recorrer hasta 1300 kilómetros sin necesidad de repostar, gracias a su doble depósito de gas y gasolina.

Continuar leyendo 3 min 4 min